Los Faros de Galicia

Los Faros de Galicia. Fechas, información, programa, cartel, imágenes, mapa y ubicación de Los Faros de Galicia.

Los Faros de Galicia
Los Faros de Galicia
Los Faros de Galicia
Los Faros de Galicia

Info

La costa de Galicia es un paraíso en plena naturaleza, en la que además de visitar sus maravillosas playas, sus islas o los encantadores pueblos marineros, se nos presenta la posibilidad de conocer unas sencillas pero hermosas construcciones que son las responsables de las luces nocturnas del Océano Atlántico; esto es, los Faros de Galicia. Así, en esta ocasión le proponemos un recorrido por los principales faros de nuestra comunidad.

De los casi 200 que hay en España, solamente una treintena se localizan en Galicia, siendo el más famoso de ellos la torre de Hércules, en A Coruña, ya que es considerado como una de las maravillas del mundo. De origen romano o fenicio es el faro más antiguo que se encuentra en activo, pues su luz ha sido referencia para los navegantes desde el siglo II. Cuenta la leyenda que fue Hércules quien lo construyó y enterró allí a un gigante. Su principal ventaja es que se puede acceder a su interior y subir a su magnífico mirador a más de 60 metros de altitud. Contiene además un museo en sus estancias y un parque escultórico en sus alrededores.

Pero en Galicia hay muchos más, unos grandes, cuya luz se ve a gran distancia mar adentro, y otros más pequeños que sirven de balizamiento a la entrada de los puertos.

Así, podemos comenzar nuestra ruta en el sur de Galicia, pues en Baiona (Pontevedra) nos espera el faro de Cabo Silleiro. Rodeado de un espectacular mirador a 85 metros sobre el nivel del mar y con vistas al país de Portugal o las Islas Cíes, es un faro de forma rectangular cuya linterna puede distinguirse a 64 kilómetros de distancia.

El faro de las Islas Cíes, situado en la punta más alta de la Isla de Medio, fue construido en 1853. Desde esta posición, vigila la entrada a la ría de Vigo, rodeado de la belleza del único parque natural gallego.

El Faro de la Isla de Arousa es un edificio de piedra de escasas dimensiones situado en Punta Cabalo que entró en funcionamiento en el año 1853. El de la Isla de Ons, por su parte, es uno de los mayores atractivos de la ruta turística que la recorre. Mientras que el de la Isla de Tambo, frente a la playa de Placeres e inaugurado en los años 20, destaca por la escalera que lo rodea.

La ruta del sur acaba de completarse con los faros de Punta Robaleira, que situado entre Cabo Home y Punta Subrido, presenta una torre cilíndrica de gran anchura y poca altura construida en piedra y pintada en rojo; de Punta Couso y, finalmente, Punta Subrido que cuenta con una torre blanca de 13 metros de altura alzada a 33 metros sobre el nivel del mar.

Nuestra siguiente parada es la provincia de A Coruña, cuyos faros, los más occidentales de Europa, están ubicados en cabos míticos. En este sentido, al sur, en el municipio de Ribeira, nos topamos con el Faro de Cabo Corrubedo rodeado de un hermoso paisaje que tiene como fondo la Ría de Arousa.

En la entrada de Muros se levanta el Faro de Rebordiño que se inauguró a principios del siglo XX y se sitúa a orillas de la carretera ceñido a la hilera de casas como si de un chalet adosado se tratase.

El Faro de Insua, localizado en la punta del mismo nombre, se construyó para ayudar a los de Corrubedo y Finisterre. Consiste en una torre cilíndrica enclavada en el ayuntamiento de Carnota, en donde además de disfrutar de esta bella construcción podemos admirar sus monumentales hórreos y visitar la playa más extensa de Galicia.

Ahora nuestro viaje nos lleva al Cabo Fisterra, cuyo faro fue construido en 1853 y consta de una torre de 17 metros elevada a 143 metros sobre el nivel del mar con una bonita balconada que permite contemplar la belleza sin igual de las tierras que algún día fueron conocidas como las del fin del mundo.

Si seguimos hacia el norte, en el monte Quenxe más concretamente, descubrimos el faro de Cee inaugurado en 1860 y rodeado de un bonito embarcadero y un espacio natural protegido. Por otro lado, Muxía presenta el Faro de Cabo Touriñán, lugar desde el que podremos admirar típicas estampas de la bella Costa da Morte como la furia del mar azotando las rocas, o bien, el trabajo de los percebeiros. En Camariñas, se asienta el de Cabo Vilán uno de los más hermosos y el primero en España en utilizar luz eléctrica; y, en Laxe, situado en un espacio natural privilegiado nos encontramos con el faro blanco de Punta Laxe.

El último faro construido en España es el Faro de Nariga que destaca por ser el más joven y el más llamativo debido a la rareza de su edificación; este es, en definitiva, un faro innovador totalmente opuesto a su homónimo de las Islas Sisargas, ya que este empezó su andadura en 1853 poco después de que lo hiciese el de Finisterre, que es el más antiguo de la Costa da Morte.

Si proseguimos nuestra singladura llegaremos hasta el municipio de Oleiros y, como no, hasta su faro de Punta de Mera, una importante zona turística de veraneo con vistas a las rías de Coruña o Ares. O bien, al Faro de Prioriño, que es el que guía a los navegantes que se adentran en la Ría de Ferrol y en el pasado fue lugar de paso para ballenas.

A escasos 14 kilómetros de Ferrol se encuentra el Faro de Prior, mientras que en Cedeira, en Punta Robaleira, localizamos otra muestra más de estas bellas construcciones que nos ocupan, que destaca por su sencillez y pragmatismo.

La última parada de la costa coruñesa debemos hacerla en el Faro de Estaca de Bares, en el municipio de Mañón, que además de contar con un observatorio ornitológico y molinos de agua en sus alrededores, es el enclave donde el atlántico y el Mar Cantábrico se unen.

Ya en la provincia de Lugo, el Faro de Roncadoira, que data de 1974 y está situado en Xove, se nos presenta como una de las mejores opciones. Esta construcción se alza en solitario al borde de los acantilados conformando, así, un mirador privilegiado de la Mariña Lucense. El faro de San Cibrao también merece la pena ser visitado, al igual que el de Illa Pancha en Ribadeo, que conforma la última parada de este viaje.

Como se podrá comprobar este es un viaje que depara gratas sorpresas, ya que no sólo podremos conocer y recorrer infinitud de pueblos marineros, sino que también nos sumergiremos de pleno en la magia y la historia que rodea a los Faros de Galicia, lugares míticos con un encanto especial.

Los faros son los guardianes de la costa que alumbran a los navegantes de las aguas que un día fueron conocidas como las del fin del mundo. Galicia, al ser una tierra abierta al mar, tiene cientos de faros desde los cuales podemos admirar magníficos horizontes, puestas de sol, acantilados y, como no, la belleza del mar en todo su esplendor.

Opiniones de las visitas